jueves, 3 de octubre de 2013

176 - El Motor: Variables Relevantes en el Consumo

Cuando una marcha engranada no se pisa el pedal del acelerador, y el vehículo circula a una velocidad superior a unos 20 km./h, el consumo de combustible es nulo.

Así para entregar una cierta potencia y rodar en una determinada velocidad, existen dos o tres posibles combinaciones de caja de cambios y posición de pedal.

Por ejemplo la selección de una marcha mas larga hace que para la misma velocidad el motor funciones a menos revoluciones y consuma menos.

A partir de las 1000 o 1500 RPM, para una persona dada el consumo en litros a 100 km/h. Crece al aumentar las revoluciones.

Es evidente que a menor potencia demandada, corresponde menor consumo de combustible en litros a 100 km/h.

Se demanda menos potencia del vehículo cuando se utiliza menos aceleración cuando se esta en pendiente descendiente o cuando se circula a menor velocidad en carretera.

Cuando un motor esta en relanti consume poco combustible, solo el necesario para generar la potencia imprescindible que permite hacer girar el motor a bajas revoluciones venciendo sus propios rozamientos internos.

Sin embargo como el automóvil no se mueve pero si consume combustible, el gasto medio en litros a 100km/h aumenta.

Por ello estos periodos de relanti con vehículo detenido son una importante causa de que este consumo medio en uso urbano se eleve tanto respecto a un uso en carretera.

En este caso no puede utilizarse el concepto de litros/100 km. Pues no se recorre ningún kilómetro.

El consumo a relanti se expresa en litros /hora con un caudal normal entre 0,4 a 0,7 litros/hora, según la cilindrada y el tipo de motor que se encuentra en un régimen de revoluciones cercano a las 900 rpm.